VACACIONES: TIEMPO DE DISFRUTAR

Llegan las tan merecidas vacaciones, sí, tiempo de descanso, de relax y de disfrutar con la familia y con los amigos. Tiempo en el que no tienes horarios, no tienes que recordar todo lo que has luchado durante todo el año, todo da igual, el reloj no existe, sin prisas, sin agobios, parece que el mundo se detiene, ya no vas contra reloj, no llegas tarde a ningún sitio, puedes trasnochar sin necesidad de poner el despertador, dormir hasta que tu cuerpo diga basta.

¡Cuánto te mereces este descanso!

vaquerosTus esfuerzos de los últimos meses por tener un peso saludable y bajar los kilos que cogiste en el invierno no deben ser un problema en estos días de descanso: ¡DISFRUTA DE LA VIDA Y SE FELIZ! No, no vas a coger esos kilos que tanto esfuerzo te costaron bajar, mírate al espejo, estás estupenda, te ha subido la autoestima, ya entras en esos vaqueros que hacía años no podías ponerte, ni con calzador, ni tumbada en la cama, ni con ayuda de nadie, imposible abrocharlos. Pero tú lo conseguiste, todo en la vida requiere un esfuerzo, nada es gratis, y sí, lo lograste y te sientes feliz por ello.espejo-780x600

Date un capricho al día, que estás de vacaciones. Estar de vacaciones tampoco significa que abandones por completo unos hábitos sanos, pero puedes darte algún capricho si eres capaz de mantener el orden durante el resto del día. Disfruta de todo ello, pero con conciencia. Si decides empezar el día desayunando un croissant, a media mañana sofocar el calor con un helado, a la hora de la comida escoger algo sabroso a base de frituras, cenar la recomendación del restaurante con alto contenido en grasas y celebrarlo con un postre; seguramente engordarás. Racionaliza los caprichos, (acuerdate del espejo).

No te pases el día panza para arriba. Mantente activa planeando trayectos caminando siempre que te sea posible. Resérvate un momento del día para salir a caminar o incluso a correr, según tus preferencias. Si tu destino es la playa aprovecha para correr, caminar, nadar, jugar a las palas, con el balón, paddel surf… tienes un montón de opciones divertidas y diferentes de lo que estás acostumbrado, ¡aprovéchalas! (los vaqueros ya te entran).

Pero sobre todo pásatelo bien y disfruta sin remordimientos del merecido descanso que es una vez al año. Déjate llevar por las tentaciones pero hazlo con cabeza para no arruinarte el tipo en unos días (insisto, el espejo y los vaqueros). Todo con control es mucho mejor y recuerda que al fin y al cabo lo más importante es ser feliz.

Nos vemos en septiembre  con esos vaqueros estupendos y siendo felices mirándonos al espejo

¡Feliz verano a todos!

Cerrado_por_Vacaciones

¡SABER COMER ES SABER VIVIR!

 

 

 

Anuncios